Ventajas de los créditos personales online frente a los préstamos

Aunque comunmente consideremos que préstamos y créditos son sinónimos, de todos modos son dos productos diferentes.

¿Qué son los préstamos?

Se entiende por préstamo a la operación financiera donde una entidad o persona (el prestamista) presta a otra (el prestatario) una cantidad de dinero al comienzo de la operación, con la condición de que el prestatario devuelva esa cantidad adjuntado con los intereses pactados en un período preciso.

La amortización (devolución) del préstamo comunmente se ejecuta por medio de unas cuotas regulares (mensuales, cada tres meses, semestrales…) durante ese período.

Entonces, la operación tiene una vida cierta antes. Los intereses se cobran sobre el total del dinero prestado.

¿Qué son los créditos?

Un crédito es la proporción de dinero, con un límite fijado, que una entidad pone a disposición de un cliente. Al cliente no se le distribución esa proporción de golpe al inicio de la operación, sino que va a poder usarla según las pretenciones de cada instante, usando una cuenta o una tarjeta de crédito.

Oséa, la entidad irá llevando a cabo entregas parciales a petición del cliente. Es posible que el cliente disponga de todo el dinero concedido, o sólo una sección o nada. Sólo paga intereses por el dinero del que acertadamente haya dispuesto, aunque acostumbra cobrarse además una comisión mínima sobre el saldo no dispuesto. Mientras devuelve el dinero va a poder continuar disponiendo de más, sin pasarse del límite.

Los créditos además se conceden en el transcurso de un período, pero en contraste con los préstamos, cuando éste se acaba se puede actualizar o agrandar.

Los intereses de los créditos tienden a ser más altos que los de un préstamo, pero, como ya hemos dicho, sólo se paga por la cantidad usada.

Ventajas de los créditos personales online

Cuando hablamos de buscar alternativas a los préstamos personales ofrecidos por la banca, las opciones no son elevadas. Por esa razón, fueron surgiendo más y más entidades que dan lo que se conoce como créditos personales online. No obstante, ¿cuáles son las virtudes de estos créditos personales online a los que se puede poder ingresar tan de manera rápida?

Después de todo, como ya imaginarás, estos créditos tienen un interés más alto que los créditos comúnes. ¿Son las virtudes de los préstamos veloces bastante destacables como para que valga la pena contratarlos?

Las fuentes de aprobación de los créditos personales online son variadas

En la medida en que esta clase de préstamos presumen de ser muy veloces en el desarrollo de concesión, lo primero que hay que corroborar es cómo tiene lugar la aprobación y tramitación de los mismos. Desde esa visión, tenemos la posibilidad de ver que, comunmente, se da la oportunidad de realizar una aprobación telefónica o bien por medio de la incorporación de una sucesión de datos en un portal web.

La tramitación es sencilla

Una vez hemos obtenido una respuesta efectiva, lo verdaderamente recurrente es que se nos solicite llevar a cabo llegar alguna clase de documentación acreditativa de nuestra identidad, un número de cuenta bancaria nacional y, a lo mejor, documentación complementaria que pruebe nuestra solvencia como, entre otras cosas, la copia de nuestra más reciente nómina. Este último aspecto es un requisito importante en varias entidades, en tanto que otras se detallan más flexibles.

En poco tienes el dinero ingresado

Estas facilidades para realizar la aprobación y tramitación de los créditos ágil facilita que, acertadamente su concesión tenga lugar de manera instantánea o en un más alto de 24 a 48 horas. Sin lugar a dudas una enorme virtud para esas personas que requieren liquidez con extrema urgencia.

La costumbre generalizada para ingresar el dinero es por medio de la ejecución de transferencia a la cuenta corriente que hayamos puesto en nuestra aprobación y que debe estar, por supuesto, a nuestro nombre. Estas transacciones se generan de manera simultánea a la concesión del préstamo, de forma que, según las situaciones, tendremos el dinero tan rápido como se nos notifique la concesión del crédito.

Flexibilidad en lo referente a la solvencia

Mientras que la concesión de los préstamos y créditos bancarios supone evaluar que se tiene la bastante solvencia económica, los portales de créditos personales online tienden a ser muy más flexibles. Generalmente basta con poder acreditar que se tiene una nómina o pensión.

En otras ocasiones, es viable inclusive favorecerse de estos mecanismos de financiación poniendo como aval nuestra garantía personal. Incluso hay casos en los que se abre la puerta a que personas que figuran en los registros de morosidad puedan conseguir créditos veloces.

Conseguir el crédito sin dar demasiadas explicaciones

Según las situaciones, es viable que se nos pregunte en relación al destino del importe que nos encontramos pidiendo. No obstante, lo verdaderamente recurrente es que no se lleve a cabo ningún tipo de cuestión sobre esto. Es más, lo verdaderamente recurrente es que la entidad concedente del préstamo ágil dé total independencia el cliente para llevar a cabo uso del dinero como estime oportuno, sin obligación de ofrecer explicaciones de ningún tipo.

Por supuesto, esto puede sospechar un enorme alivio en la situacion de que nos encontremos metidos en alguna circunstancia fundamentalmente fastidiosa o comprometedora, sobre la cual no queremos ofrecer explicaciones.

Gran variedad de importes disponibles

El inconveniente de la mayor parte de los préstamos personales habituales es que establecen unos mínimos que, comunmente, están por arriba de las pretensiones que tengamos en ese momento. Hay muchas personas que, simplemente, necesitan una cantidad pequeña, por ejemplo, 300 euros, pero la necesitan en pocas horas y, por desgracia, no disponen de ese dinero.

Numerosos portales de créditos personales online proponen cantidades de solamente unos pocos centenares de euros, pero que son más que suficientes para contemplar las pretenciones del solicitante, porque, además, la entrega es muy rápida.